Con la llegada de días calurosos y el fin del curso, nuestros niños de la Fundación recorren distintos lugares acompañados por el equipo de Acuarela de Barrios. Disfruitan de talleres de caracter educativo. Nuestros niños aprenden a a vez que se divierten.

Podemos destacar el Taller de Jardinería donde nuestros niños aprendieron sobre plantas culinarias en los huertos sociales. Allí los niños descubrieron especies que nunca habían visto antes, se les enseñó pautas básicas de cultivo, como por ejemplo los insectos que son perjudiciales para las plantas del huerto y además tuvieron la oportunidad de plantar sus propios ejemplares al final del taller.

Nuestros niños más mayores fueron al estudio de grabación de nuestro monitor de Rap. Allí se familiarizaron con la mesa de mezclas, tocaron la batería, grabaron pistas de rap compuestos por ellos mismos y crearon todos juntos una experiencia preciosa para recordar.

Y para terminar el curso tuvimos la suerte de poder pasar un día completo en la piscina de la Casa Rural «La Quinta», sus dueños colaboraron con la Fundación para ofrecernos un fin de semana en el agua.

Scroll al inicio